Conserva tus alimentos con un buen Frezzers

Publicado el 30 June 2017
Archivado en Uncategorized | Comments Off on Conserva tus alimentos con un buen Frezzers

La congelación de los alimentos por largos periodos de tiempo permite que estos se conserven de manera óptima. Una forma de lograrlo es manteniendo los alimentos a muy bajas temperaturas, preferiblemente inferiores a -18º C, ya que de esta forma es posible lograr una detención en la actividad enzimática y bacteriológica que se encarga de descomponer los alimentos. Para lograrlo es necesario contar con un buen frezzer.

freezer

Por qué tener un buen frezzer

Tener un buen frezzer garantiza la inocuidad y calidad en los alimentos, ya que al tenerlos a una temperatura adecuada, estos se mantienen y se evita su deshidratación y la pérdida de propiedades importantes como las organolépticas.

Por esta razón, es adecuado comprar un frezzer (ver ejemplos) que trabaje en base a temperaturas de -30º C, porque de esta forma se detiene el proceso bacteriológico. En el caso de todos aquellos congeladores que funcionan alrededor de los 18ºC, son muy buenos también porque la actividad enzimática es sumamente lenta, pero la desventaja es que no se puede mantener de forma indefinida a esta temperatura los alimentos.

Como dar un buen uso a un frezzer

Si los congeladores están llenos y tienen poco espacio entre los alimentos, funcionan mejor.

Es vital emplear el sistema PE PS, que significa Primero en Entrar, Primero en Salir. Para lograrlo deben etiquetarse cada uno de los productos con su respectiva fecha de congelación y la fecha máxima de consumo, de esta manera será posible evitar dejar para el final todos aquellos alimentos que entraron primero en el congelador.

En el caso de querer congelar aquellos alimentos que han sido preparados en casa, se recomienda enfriarlo por un par de horas antes en la nevera. Gracias a esto se obtiene mejores resultados durante el proceso de congelación y descongelación.

En el caso de todos aquellos alimentos que se compran ya congelados, la temperatura ideal para conservarlos es de -18º C, y la temperatura adecuada para mantenerlos congelados es de -25ºC.

Otro consejo importante es emplear diversos recipientes que permitan guardar la ración que vaya a utilizarse en un solo consumo, de esta manera se evita estar congelando y descongelando.

En el caso de preparar alimentos que contengan líquidos no es necesario llenarlos hasta arriba. Es importante dejar al menos 2 centímetros de espacio, porque al congelarse los alimentos tienden a expandirse, por lo que ese espacio libre evitará que el recipiente estalle o el líquido se derrame.

Una norma general que protege la salud es evitar por todos los medios congelar alimentos que ya se han descongelados, a excepción de que se les haya aplicado algún tipo de técnica culinaria o que forme parte de una nueva receta.

La congelación debe hacerse rápidamente y a temperaturas muy bajas. Para lograrlo se necesita comprar un frezzer adecuado para ello.

Si la temperatura no es la adecuada, la congelación va a llevarse a cabo lentamente, lo que logrará que el agua contenida en los alimentos formen cristales de hielo grandes, que al descongelarse solo modificará el sabor o textura del alimento lo que lo hace menos apetitoso.

Share

Comentarios

Los comentarios estn cerrados.