Viaje a la cima del mundo, Tíbet y Nepal

Publicado el 27 June 2012
Archivado en Viajes | Comments Off on Viaje a la cima del mundo, Tíbet y Nepal

A ti viajero de aventura, este es uno de los más famosos miradores del continente asiático, si piensas en viajar a Tíbet podrás apreciar los más impactantes paisajes de las alturas del Himalaya, este es sin dudas uno de los viajes más especiales para quienes buscan recorrer los pueblos de las montañas más altas del mundo.

La cordillera del Himalaya divide al Tíbet y Nepal, estos países tan distintos entre sí a pesar de su proximidad.

Tíbet es un país asiático situado entre China, la India, Buthan y Nepal, se constituye por una gigantesca meseta de 3.500 a 4.500 metros de altitud. Si decides viajar al Tíbet podrás descubrir la meseta tibetana, enmarcada por las montañas más altas de nuestro planeta, un sin fin de fabulosos paisajes semi desérticos.

Es en el Tíbet donde nacen los ríos más importantes de Asia: el Brahmaputra, que es el principal. El Indo, el Ganges sagrado de la India, y el Sutlej se originan en el Tíbet occidental.

En la vertiente sur del Himalaya se encuentra Nepal, un país rodeado de una vegetación exuberante, que va desde sus altas montañas a sus selvas más frondosas y una población de gran variedad étnica.

Sin dudas este es un inolvidable viaje para quienes buscan descubrir las maravillas geográficas del continente asiático. Además descubrir la vida, cultura, y tradiciones a ambos lados del Himalaya.

En tus viajes a Nepal y Tíbet no deberás perder de vista estos lugares:

En Nepal, los espera Katmandú y su valle, Pokhara, junto al parque nacional de Chitwan.

Kathmandú: Meca de los hippies de los 60, es una ciudad que mezcla culturas y religiones, ruidos, olores, y monumentos fastuosos. Allí se podrá visitar el Parque Nacional del Chitwan.

Swayambunath (el templo de los monos), la enorme estatua budista de Bodnath, y el templo hinduista de Pashupatinath donde podrás ser testigos de ceremonias de cremación en el sagrado río Bagmati.

Pokhara: Es la tercera ciudad de Nepal, también conocida como “el paraíso en la tierra”, una bella ciudad con pequeños lagos en sus lados este y oeste. Más interesante es el casco antiguo, al norte, donde todavía existen antiguos almacenes y tiendas de estilo Newari.

Tíbet:

Lhasa: Es la capital del Tíbet, dónde conocerás los templos de techos dorados, y monasterios especialmente decorados, como el de Potala construido en el siglo XVII por el quinto dalai-lama, que alberga más de 1.000 habitaciones.

El templo del Jokhang es uno de los más sagrados del budismo tibetano.

Otros lugares imperdibles de Lhasa son: el mercado popular Barkhor en la plaza Barkhor, situado alrededor del conjunto Jokhang, el Centro Médico Tibetano, espacio dedicado a la tan apreciada medicina tibetana.

El Palacio Norbulingka, palacio de verano del Dalai Lama, literalmente “La joya del parque”

El Potala, uno de los edificios religiosos más grandes del mundo y antiguo palacio de invierno del Dalai Lama.

El Monasterio Drepung dónde se encuentra la más grande universidad monástica de las que hay en el Tíbet y el Monasterio Nechung donde se encuentra el Templo del Oráculo del Tíbet.

La Meseta tibetana formada por interesantes ciudades como Gyantse, Shigatse y Tingri.

En síntesis, en este viaje podrás encontrar una variedad de culturas, religiones, y paisajes que sorprenden a cada momento. Cuna de dos de las grandes religiones, pero al mismo tiempo, el ritmo frenético de las ciudades, la modernidad enfrentada al ritmo pausado de las zonas rurales, aun profundamente tradicionales.

¿Te atreves a vivir una experiencia única de aventuras en el viaje?

Share

Comentarios

Los comentarios estn cerrados.