Una nueva cultura para evitar las hipotecas

Publicado el 10 January 2012
Archivado en Sociedad | Comments Off on Una nueva cultura para evitar las hipotecas

La cultura de tener una casa en propiedad, tan arraigada en España, está comenzando a cambiar (a la fuerza ahorcan, que se suele decir). La tan cacareada crisis está cambiando nuestra forma de vivir en muchos aspectos, y el de la vivienda es uno de ellos. Cada vez más, la propiedad está siendo sustituida por el alquiler pisos. Es sencillo, puede que no nos podamos permitir comprar una, pero seguimos necesitando vivir en una casa. Así que el cambio de paradigma es lógico, y tampoco tiene porqué ser negativo.

En muchos países europeos, sobre todo del centro y del norte, el alquiler de pisos es visto como algo natural, sobre todo en según qué periodos de la vida de las personas. A diferencia que en España, los jóvenes se emancipan a edades muy tempranas y en esa etapa vital (en la juventud) el alquiler se ve como una opción más que positiva. Lo que, aparte de bajar la edad de emancipación, también sirve para aprender las bondades del alquiler de pisos en Valencia.

Los gastos de la casa (tanto del piso como del edificio) corren a cargo del casero, por lo que si hay alguna avería o se necesita hacer alguna obra (como arreglar el ascensor…), el inquilino se verá exento del pago de la misma, con lo que se ahorrará una cantidad de dinero importante.

Una de las razones que se esgrimen habitualmente para decantarse por la compra de una casa, suele ser la poca diferencia entre lo que supone pagar un alquiler y pagar una hipoteca. Si se va a pagar lo mismo, ¿por qué elegir la primera opción?

La respuesta, en las condiciones actuales es sencilla: porque para alquilar un piso no necesitamos el permiso del banco. Si tenemos en cuenta que las exigencias de la banca para conceder crédito es cada vez mayor, a no ser que tengamos una buena nómina, la opción de comprar una casa no se nos debería pasar por la cabeza.

No sabemos cómo actuará el nuevo gobierno pero consideramos que deberían aprovechar esta situación para potenciar el alquiler (tanto público como privado) para convertirlo en una opción deseable.

Estamos hartos de ver a familias expulsadas de sus casas porque no pueden hacer frente al pago de la hipoteca: se quedan en la calle y siguen debiendo una millonada al banco. Con el alquiler no pasaría eso, podrían ir a otra casa con un alquiler más bajo y, en cualquier caso, no deberían nada al banco.

Share

Comentarios

Los comentarios estn cerrados.